Incentivos para el fomento de la Actividad Cinematográfica en la República Dominicana

 
 

En los últimos años la industria cinematográfica ha tenido un auge impactante en la República Dominicana, a través de la creación y desarrollo de numerosas obras propias del cine dominicano. 

La  “Ley 108-10 para el Fomento de las Actividades Cinematográficas en la República Dominicana”, en lo adelante La Ley, tiene como objetivo principal, promover el desarrollo de las producciones cinematográficas nacionales, conjuntamente con su Reglamento de Aplicación No. 370-11.  En virtud de los mismos, se crean  los incentivos necesarios para impulsar las actividades de cinematografía desarrolladas por todas las personas físicas o jurídicas, nacionales o extranjeras dentro del país.  

En ese sentido, el capítulo VI de la Ley  “Régimen De Estímulo A La Actividad Cinematográfica en el país”, nos habla de los incentivos y los requisitos para beneficiarse de ellos dentro de los cuales encontramos los de carácter fiscal, a saber:

  • Tienen derecho a deducir o calcular el cien por ciento (100%) del valor real invertido para efectos de calcular el Impuesto Sobre la Renta (ISR) a su cargo, correspondiente al período gravable en que se realice la inversión, aquellas personas jurídicas que realicen inversiones en dinero efectivo a los proyectos cinematográficos de largometraje dominicanos previamente aprobados por la Dirección General de Cine (DGCINE) .  Es preciso resaltar que únicamente las personas físicas o jurídicas que produzcan obras cinematográficas de largometraje, debidamente aprobados por la DGCINE, y cuando se verifique que al menos el cincuenta por ciento (50%) del rodaje de la obra se haya realizado en territorio dominicano, serán beneficiarios de este incentivo.
  • La renta de los productores, distribuidores de largometraje dominicanos en el territorio nacional o en el exterior, y exhibidores, que se capitalice o reserve para desarrollar nuevas producciones o inversiones en el sector cinematográfico, será exenta hasta del cien por ciento (100%) del valor del Impuesto Sobre la Renta (ISR), por un término de diez (10) años, a partir de la entrada en vigencia de la Ley.
  • Las donaciones son deducibles hasta el 5% de la renta neta imponible del ejercicio.
  • Los productores, distribuidores de largometrajes dominicanos y exhibidores se benefician de una exención del 100% del Impuesto Sobre la Renta (ISR)  al reservar o capitalizar su renta para invertir en el sector cinematográfico.
  • La República Dominicana ofrece un Crédito Fiscal equivalente al 25% de todos los gastos calificables realizados en la República Dominicana. Este crédito podrá ser aplicado contra el Impuesto sobre la Renta (ISR). 


  • Las personas naturales o jurídicas que inviertan capitales en la construcción de salas de cine en el Distrito Nacional y el municipio de Santiago de los Caballeros, quedan exonerados del cincuenta por ciento (50%) del Impuesto Sobre la Renta por un período de quince (15) años por concepto de ingresos generados por las respectivas salas. De igual forma, se encuentran exonerados de los impuestos nacionales y municipales cobrados por emitir los permisos de construcción incluyendo los actos de compra de inmuebles durante un período de cinco (5) años, a partir de la vigencia de la ley, así como de los impuestos de importación y otros impuestos, tales como tasas, derechos, recargos, incluyendo el Impuesto a la Transferencia de Bienes Industrializados y de Servicios (ITBIS), que fueren aplicables sobre los equipos, materiales y muebles que sean necesarios para el primer equipamiento y puesta en operación de la sala de cine que se tratase, en un período de cinco (5) años, a partir de la vigencia de la ley.

 

Finalmente, para calificar como beneficiario de los incentivos antes mencionados, además hay que cumplir con los siguientes requisitos, entre otros:

  • Tener el Permiso Único de Rodaje;
  • Tener póliza de seguro de responsabilidad civil que responda en caso de daños y perjuicios;
  • Encontrase inscrito en el Sistema de Información y Registro Cinematográfico Dominicano (SIRECINE), a excepción de las películas extranjeras que solo deberán cumplir con los dos requisitos antes mencionados;
  • Que el veinte por ciento (20%) del monto presupuestado para la película cinematográfica u otra obra audiovisual a ser desarrollada, sea gastado en la República Dominicana o que el capital dominicano invertido no sea inferior al veinte por ciento (20%) de su presupuesto; y,
  • Que cuente con una participación mínima de dominicanos, de conformidad con la Ley .

 

Oficina Bisono tiene el orgullo de participar como asesor legal en la industria del cine dominicano.  Para consultas sobre este tema contáctatenos: mbisono@oficinabisono.com; mtaveras@oficinabisono.com; info@oficinabisono.com 

 
Inicio | La Firma | Abogados | Areas de Practica | Noticias y Publicaciones | Contacto | Acceso | Términos de Uso | Declaración de Privacidad  |   | 
Copyright 2017 by Oficina Bisono